The Society es la nueva apuesta de Netflix en el terreno de las series adolescentes. Es una mezcla de misterio distópico o de ciencia ficción en el que el drama es el principal ingrediente. Como a menudo me gusta comparar con platos culinarios, este en concreto no lo podría calificar de otra manera que no fuera el de mera chuchería.

The Society comienza con unas breves presentaciones de los personajes en las que no se pasa de lo meramente superficial hasta una vez ocurrido el suceso que da origen a la trama de la serie. Un grupo de adolescentes en sus últimos años de instituto son enviados en autobús a pasar unos días en un retiro vacacional. Antes de llegar a su destino, los conductores se tiene que detener y dar marcha atrás de vuelta al punto de origen ya que la carretera está cortada debido a los destrozos provocados por una tormenta. Cuando los dejan de vuelta en el punto de partida, se dan cuenta de que son los únicos seres vivos, exceptuando plantas y demás vegetales, que quedan en el pueblo. Poco tardan en comprobar que están aislados del mundo exterior pues las comunicaciones solo funcionan dentro del mismo pueblo y las carreteras de salida más que estar cortadas, simplemente son inexistentes… tan solo finalizan en los límites municipales.

The Society NETFLIX

Actualmente, The Society está disponible en el catálogo de Netflix.

Lo primero que nos encontramos en The Society es una premisa que no deja de ser interesante, aunque para el espectador medianamente curtido le puede empezar ya a parecer un camino ya más que pisado. El intento de revisión del clásico El señor de las Moscas ya lo hemos visto en otros productos parecidos a este y creo que el ejemplo más directo es la serie de Los 100, serie que ha tenido un éxito moderadamente alto y prueba de ello es que cuenta ya con 6 temporadas y recientemente renovó por una séptima. Esta The Society se acerca demasiado a aquella, ya que plantea básicamente lo mismo… la construcción de una nueva sociedad en un ambiente aislado y alejado de la supervisión adulta.

Por supuesto, que cuando digo que el terreno de The Society está ya muy pisado, es porque conforme vas descubriendo su trama es un continuo déjà vu de otros productos. Aislados por una fuerza mayor e inexplicable como pasa en la mítica Perdidos (Lost) o en la más reciente La cúpula (Under the Dome), relato original del maestro del terror Stephen King.

Aún así la premisa de The Society es interesante para el amante de este tipo de historias distópicas y de supervivencia, de creación de nuevas sociedades, se pierde en un mar de mediocridad. Capítulos a mi parecer demasiado alargados, que rondan los 60 minutos, en los que se trata en su mayor parte del metraje las concurrencias banales y amoríos de este selecto grupo de personajes. Lo de selecto tiene un punto extrañamente inquietante ya que, además de ser niños ricos en su mayoría no vemos a ningún personaje pasado de peso o directamente que no sea un Adonis, raro es ver un personaje que no parezca esculpido por el mismo Miguel Ángel. El grupo es en su inmensa mayoría de raza blanca y da la impresión que solo existe un representante de cada una de las demás razas… a modo de representación.

The Society NETFLIX

Las banalidades se van adueñando de la serie según transcurre esta primera temporada, y si bien al principio pudieras pensar que es normal por las edades de sus protagonistas, todo esto se va tornando en chorrada tras chorrada sin sentido. No es una serie que tenga conciencia de los personajes no principales, me explico, parece que los papeles protagonistas son los únicos que tengan personalidad o algo de cerebro y el resto se comporta como ovejas siguiendo las indicaciones de los líderes o comportándose como si de animales se tratara, entregándose por completo a la sin razón. Hay unos cuantos discursos que son de verdadera vergüenza ajena.

El elenco actoral lo calificaría en líneas generales de desastroso. El personaje que parece será el principal de esta serie, Allie Pressman, interpretado por Kathryn Newton (Big Little Lies o Detective Pikachu) se hace cansino y aborrecible según va tomando importancia como líder del grupo. Parece estar abstraída en casi todo momento y sus líneas de texto llegan a ser bochornosas en muchas ocasiones, en demasiadas diría yo, haciendo que te saque continuamente del contexto. Hay otro personaje que me ha producido picor continuo y es el del sordomudo, el cual lee labios y para hacerse entender casi siempre requiere de un intérprete de lenguaje de signos, pero otras veces suelta auténticas parrafadas y todo el mundo lo entiende perfectamente. Si hay que salvar a alguien diría que me ha gustado el papel de la bellísma Olivia DeJonge, la que ya le tenía echado el ojo por su meritorio papel en la divertida Better Watch Out de 2016 (traducida en nuestro país como Cuidado con los extraños)

Así pues The Society es un producto muy mejorable, muy poco original y además en esta primera temporada tremendamente insatisfactorio, ya que deja todo el misterio en el aire y solo nos ofrece ciertos detalles acerca de el incidente que da origen a la trama. Chuchería de Netflix para ver mientras reduces ese montón ropa para planchar que tienes pendiente.

Advertisements
Reseña Panorama
The Society
4

Warning: A non-numeric value encountered in /home/cinefilo/public_html/wp-content/plugins/nix-gravatar-cache/nf-gravatar-cache.php on line 116
Perdidamente enamorado del cine. Me marcaron desde pequeño Hitchcock, Spielberg, los Marx y Chaplin. Luego llegaron Kubrick, Kurosawa, Berlanga, Leone, Fellini y Wilder y el amor se convirtió en obsesión. Entre mis directores activos favoritos se encuentran Médem, Arofnosky, Tarantino, Park Chan-wook, Lars von Trier y mi mancheguito preferido, Pedrooooo. Mi película predilecta es la Noche del Cazador y por Lost MA-TO.