Casa oscura, interior. Una luz parpadea. Tono lúgubre. Un niño y dos adolescentes se acercan a una puerta con un espejo en la superficie… Se adentran en él. Viernes, 7 de febrero. Locke And Key se estrena en Netflix.

10 años después, por fin, llega el estreno de la ansiada adaptación del cómic de Joe Hill y Gabriel Rodríguez. Tras varios intentos fallidos, Netflix nos trae la versión definitiva de Locke And Key.

locke and key

La historia nos habla de una tradición; la de unas llaves que dan lugar a otros mundos, otras dimensiones. Una familia llega a la mansión que las alberga y, fantasía mediante, se desarrollan una serie de acontecimientos que nos proponen un Jumanji 2.0.

Hechas las presentaciones, vayamos al lío; atmósfera gótica nos encontramos en las páginas, que no en la pantalla; y un viaje al inframundo es canjeado por otro al cine de los 90 post Chris Columbus. Donde había sugestión hay reiteración, y donde había una propuesta imaginativa no hay dinero para solventarla. La complejidad del coming-of-age es transitada por pasajes comunes, y la narración subversiva se apostata en favor de la simpleza para alcanzar un público más interesado en revisitar un Stranger Things que en hacer un viaje a territorios ignotos. Una lástima.

Actores correctos, sin un ápice de carisma, componen personajes poco interesantes; la propuesta se queda a medio gas en todo, en términos estrictamente literarios los cambios propuestos no mejoran en nada lo planteado en el cómic; y en términos formales no es capaz de exprimir el jugo de una historia tan inventiva y esencialmente visual, se limita a cumplir, y lo hace correctamente, no abandona la zona de confort; y lo que -personalmente y por tanto lo menos relevante de todo el texto-, más incorfomidad me suscita, ir a por un público ganado de antemano. La falta de riesgo que se respira en cada instante, en cada diálogo, en cada corte.

Si eres un fan del cómic, o te consideras el target objetivo por completo, la serie es para ti; si eres un espectador casual que busca nuevas experiencias en el mundo del streaming, quizá encuentres lo que buscas en Sex Education o Drácula.

CRÍTICA DE “DIAMANTES EN BRUTO”

Advertisements
Reseña Panorama
Locke And Key
6
Soy un tipo optimista, aunque todo pueda salir mal, que lo hará, nunca pierdo el optimismo. Si tengo que decir las tres cosas que más me definen; primero y más importante, las hamburguesas me gustan sin pepinillo; segundo, los palillos redondos, nunca planos; y tercero, mi madre dice que soy el hijo perdido de Jack Burton... y que nací en Ciudad Esmeralda.