6 de Diciembre, ha llegado la Navidad; o eso parece, los centros comerciales se llenan de decoración propia de la época, las calles de recordatorios… y Netflix de historias con nieve; Días De Navidad es la nueva producción de Pau Freixas, sus 3 capítulos se estrenan mañana.

Con un reparto de lujo, Elena Anaya, Victoria Abril, Verónica Forqué o Ángela Molina son algunas de ellas; Días De Navidad nos cuenta la historia de 4 hermanas a lo largo del tiempo; la niñez, la edad adulta y la vejez, y de como aquel “vuelve, a casa vuelve, por Navidad” está más de moda que nunca.

días de navidad

Rápido, al pie; una familia se reúne por navidad, una, dos, y hasta tres veces específicas se levanta este momento, pero lo que en un primer capítulo es inocencia,  se transforma en rencor en el segundo y en dolor en el tercer y último episodio que conforma esta miniserie.

Un primer capítulo desastroso en aspectos básicos como el tono y la estructura; parece querer ser algo parecido a Los Santos Inocentes con un toque de realismo mágico y termina siendo un anuncio de Campofrío. El segundo episodio, mucho más equilibrado y ajustado. Y el tercero; nostalgia y recapitulación, como si de dos personajes de Inside Out se tratara, hacen su aparición para contarnos que lo mejor que hay en esta vida es la familia.

Supongo que su creador cree haber encontrado la fórmula de la Coca-Cola, pues eso destila este anuncio navideño que es Días De Navidad; una miniserie que no cuenta absolutamente nada nuevo, no arriesga lo más mínimo y no repara en lo rancio de su propuesta; por aquello de “vuelve a casa, vuelve, por Navidad”, quizás debería haberse quedado todo en aquel recuerdo de infancia en el que las luces del árbol eran una representación más honesta de lo que sentimos todos siendo niños en esos días especiales, pero en los que como diría Joaquín Sabina “al lugar donde has sido feliz, no trates de volver”.

PODCAST: THE IRISHMAN… DE MARTIN SCORSESE

Reseña Panorama
Días De Navidad
6
Artículo anteriorMerlí. Sapere Aude (2019) [Movistar+]: ¿Segundas partes nunca fueron buenas?
Artículo siguienteLos Dos Papas (2019), de Netflix – La Puerta de las Lágrimas
Soy un tipo optimista, aunque todo pueda salir mal, que lo hará, nunca pierdo el optimismo. Si tengo que decir las tres cosas que más me definen; primero y más importante, las hamburguesas me gustan sin pepinillo; segundo, los palillos redondos, nunca planos; y tercero, mi madre dice que soy el hijo perdido de Jack Burton... y que nací en Ciudad Esmeralda.