Melodía de Seducción: el thriller desconocido de Al Pacino

Año: 1989| Dirección: Harold Becker | Producción: Universal Pictures | Guión: Richard Price | Música: Trevor Jones | Fotografía: Ronnie Taylor | Reparto: Al Pacino, Ellen Barkin, John Goodman, William Hickey, Michael Rooker, Richard Jenkins, Paul Calderon, Gene Canfield, James Kidnie, John Spencer | Género: Thriller. Drama. Romance. | Duración: 110 min

SEA OF LOVE, from left: Ellen Barkin, Al Pacino, 1989, © Universal

Melodía de Seducción es un thriller protagonizado por Al Pacino en el último año de la década de los años 80. Una película de intriga clásica que gracias a su reparto consigue convertirse en una cinta más que recomendable para todo amante del género.

Para qué nos vamos a engañar, hace tiempo cualquier filme donde apareciera Al Pacino, solo por su nombre en la carátula de la película, merecía la pena su visionado. Ha llegado la hora de traer una de esas cintas poco conocidas de una filmografía tan amplia como la de este gran actor. Esa película se llama Melodía de Seducción (Sea of love), de 1989.

melodia de seduccion (3)

Estamos hablando de una película dirigida por Harold Becker, que volvería a contar con este actor para futuras producciones, y que nos regala un buen thriller, una cinta poco conocida que merece la pena ser vista tanto para los seguidores acérrimos de este actor, como también, para los que disfruten de buenas películas con “femme fatale” de por medio. Una pequeña joya que ha de ser descubierta investigando un poco la trayectoria del cine de finales de los años ochenta en Estados Unidos.

Frank deberá enfrentarse de la manera más ingeniosa a la captura de un asesino en serie frío y calculador que le irá dejando pistas y que tendrá que poner a pruebas las habilidades más insólitas de un detective que ya de por sí es poco común. Y por supuesto, no lo hará solo, pues cuenta con la ayuda de un colega del mismo gremio, interpretado por John Goodman, que cada vez que sale en pantalla nos vuelve a recordar el gran actor que es y que cualquier papel en que haya estado, o esté, será una oportunidad para demostrar sus dotes y, por qué no decirlo, para que sea uno de esos personajes que gracias a su carisma le acabas cogiendo cariño en muy poco tiempo.

Sea of love (1)

Aquí nada es lo que parece y desde el principio de la cinta lo demuestra, justo en la primera escena sabes que no puedes dar nada por sentado, pero, y que quede claro, esto no es un thriller lúgubre donde tenemos a un policía que debe enfrentarse constantemente a sus infiernos personales, que no quita que tenga algunos, pero más bien es una película para disfrutar de su elenco, para disfrutar de las ocurrencias a la hora de llevar a cabo la investigación y de, por qué no, ver Al Pacino desenvolviéndose en todo lo que le pongan por delante. El filme te mantiene intrigado y lo hace gracias al gran elenco y al seguimiento de la persecución del asesino.

Hemos hablando antes de la figura de la “femme fatale”, que en este caso está protagonizada de forma flamante por la actriz Ellen Barkin, que es quien se encarga de darle ese punto exótico al film, y cuya trama llega a girar en torno a ella durante bastantes minutos del metraje. Hace su papel más que correctamente, dejándose llevar buenamente por el drama y por la intensidad que requiere el personaje, y que parece tener una química especial con Pacino.

Aunque si hay que rendirle pleitesía a alguien aquí es a John Goodman. El actor despliega en la pantalla todas sus habilidades interpretativas y nos deja un papel para el recuerdo dentro de la extensa carrera de este actor, secundario de lujo que ya ha pasado a la posteridad de la historia del cine.

Melodia de seduccion (2)

Dentro del apartado técnico nos encontramos ante una dirección sobria, con una fotografía clara y concisa, que lleva al espectador sin ni siquiera darse cuenta a estar pegado a la pantalla, y que le otorga grandes escenas que prevalecerán en su memoria.

Como conclusión, podemos argumentar que estamos ante una cinta que utiliza la figura de un actor archiconocido para ponernos en la piel de la caza de un asesino donde tendrán que colaborar dos mentes opuestas: la acción y determinación de Frank versus la sensatez y amplitud de miras de su compañero el detective Sherman (John Goodman). La canción que da nombre a la película en su versión original, Sea of Love, de Phil Phillips, os resonará en vuestra cabeza durante mucho tiempo después de ver esta pequeña joyita que merecía ser recordada.

Reseña Panorama
Melodía de Seducción
7
Amante del cine y de la literatura. Me gusta el vino tanto como las flores. Informático.