Crítica de Falling (2020): Viggo Mortensen, debut y emoción

Dirección, guion y música: Viggo Mortensen | Fotografía: Marcel Zyskind | Reparto: Lance Henriksen, Viggo Mortensen, Terry Chen, Sverrir Gudnason, Hannah Gross, Laura Linney, David Cronenberg... | Productora: Perceval Pictures, Baral Waley Productions, Scythia Films, Zephyr Films, Achille Productions, Ingenious Media. Distribuida por GEM Entertainment

Falling

Viggo Mortensen debuta como director con Falling, una obra íntima, personal y emotiva sobre los trazos de la vida, el pasado y la vejez.

Corrían los primeros compases del Siglo XXI y los cines reventaban con la adaptación de El Señor de los Anillos, la obra de fantasía por excelencia. Esta trilogía nos dejó un elenco actoral para el recuerdo: Elijah Wood, Ian McKellen, Orlando Bloom, Andy Serkis y, por supuesto, entre otros muchos, el encargado de dar vida a Aragorn, uno de los personajes más importantes de la saga, Viggo MortensenSu interpretración lo impulsó a filmes como Océanos de Fuego (2005), The Road (2009), Captain Fantastic (2016) o Green Book (2018), además de trabajar con David Cronenberg, uno de los más grandes, en las notables Una Historia de Violencia (2005), Promesas del Este (2007) y Un Método Peligroso (2011), donde también realizó una actuación para el recuerdo. Tal fue su impacto que es casi inevitable oír “Sale Aragorn” cuando vemos una de sus películas, detalle que, si bien es una simple broma, deja latente el calado de su personaje en la cultura popular. Y esto, ciertamente, es algo muy difícil de conseguir.

En este caso, Mortensen amplía sus horizontes y nos presenta su ópera prima: Falling, donde además de tomar las riendas de la dirección, escribe, compone y actúa en una obra dedicada y de gran profundidad; nos habla del inevitable paso del tiempo, las relaciones familiares, la brecha entre generaciones y el amor familiar pese a las discrepancias. Es una película íntima, de presupuesto moderado, construida sobre diálogos y de ritmo pausado, aunque firme, que busca la emoción y la empatía a través de recuerdos, cuando el plano físico se posiciona en el presente y la mente en otra época. Sin embargo, ciertamente no es Mortensen quien lleva las riendas en material actoral, pese a tener un gran protagonismo, sino el personaje de Willis, interpretado por Lance Henriksen en el presente y Sverrir Gudnason en el pasado, su padre en la ficción; quien actúa como la pieza angular en el devenir familiar.

Falling (02)

Si nos centramos en la dirección, Mortensen apuesta por un lenguaje visual pausado, unos movimientos de cámara sutiles y una apuesta por ser los actores y sus diálogos quien cobren relevancia. Únicamente me percaté de una escena donde la cámara cobre protagonismo por encima y fue por una acción de un personaje, por lo que es discutible. Esto no es ningún fallo, es una decisión de estilo y no puedo hacer más que aplaudirla por haber sido llevada a buen puerto. Igual sucede con la música, minimalista, a piano mayoritariamente e íntima, que toma el tono de la escena y lo refuerza.

En cuanto a la dirección de fotografía, Marcel Zyskind apuesta claramente por una intención naturalista y un juego de tonos, para representar los distintos ambientes, épocas y escenarios. Es correcta en todos sus apartados, aunque a mí en lo personal no me ha llamado especialmente la atención. Destacaría la suavidad de su textura y lo limpia que es la imagen como refuerzo a la intención por parte de Mortensen de que sean los actores quienes destaquen sobremanera frente al resto.

Falling (03)

En definitiva, Falling es el notable debut de Viggo Mortensen como director. Es una obra que va a lo emocional y lo refuerza con buenas interpretaciones. Ojalá y sea la primera de muchas de este artista multidisciplinar que tantos buenos filmes nos ha brindado.

PD: Estad atentos al cameo de David Cronenberg.

Reseña Panorama
Falling (2020)
7
Viejoven. Cinéfilo hasta las trancas y administrador de Cinéfilos Frustrados: Tu PEOR blog de Cine y Series, donde tengo la suerte de poder tener un hueco en el que mostrar mis opiniones y gustos por este tan noble hobby que nos une: el Séptimo Arte.