Según los resultados de la autopsia realizada a Carrie Fisher, fallecia el pasado 27 de diciembre de 2016, se ha determinado que la actriz falleció por una apnea del sueño.

El mundo del cine se conmovía el pasado 27 de diciembre tras el repentino fallecimiento de Carrie Fisher, la actriz que dio vida a la Princesa Leia dentro de la franquicia Star Wars. Ahora, según han desvelado los informes del juez instructor encargado del caso, se ha determinado que la causa del fallecimiento fue apnea del sueño, una enfermedad que provoca problemas respiratorios.

Según informa Reuters, los resultados de la autopsia también revelan que entre las causas también podría deberse la enfermedad cardíaca que padecía la actriz, que sufrió un infarto en un avión cuatro días antes, y la cantidad de sustancias que consumía para controlar su trastorno de bipolaridad. 

“La causa de su muerte todavía no se ha determinado”. “Mi madre luchó contra su adicción a las drogas y su trastorno mental durante toda su vida. Básicamente murió por ello”.

Así lo aseguró la hija de la actriz. Sin embargo, en 2001, Carrie Fisher confesó en una entrevista para Psychology Today que las drogas le hacían sentir “más normal”, además de revelar su problema mental. En otras entrevistas la actriz admitió que consumió cocaína durante el rodaje de Star Wars Episodio V: El Imperio Contraataca y que había iniciado un tratamiento médico para superar sus adicciones. Un día después de su fallecimiento, Debbie Reynolds -madre de la actriz-, fallecía a los 84 años. ¿Crees que las sustancias que consumía podrían haber acrecentado esa teórica apnea del sueño?

Advertisements