La serie apocalíptica de AMC, The Walking Dead, vuelve en febrero y ya ha anunciado que con una mayor duración en los episodios.

The Walking Dead perfila su regreso tras su midseason finale. Tras una séptima temporada algo convulsa, que comenzó con gran expectación y ha ido diluyéndose según el transcurso de los episodios, los fans confían en que el grupo de Rick vuelva a tomar las riendas de la serie y logre vencer a Negan, el último villano de la serie.

Parece que la ficción va a ponerle solución a este entuerto el día 12 de febrero, cuando regresen tras el parón con el capítulo 7×09, Rock in the Road. Para ello, la primera medida tomada ha sido incrementar la duración de los primeros episodios, concretamente en 73, 66 y 68 minutos respectivamente. Esperemos que esta vez la serie aproveche el tiempo extra y no nos lleve de un sitio a otro sin ninguna dirección en concreto.

Cabe recordar que el mundo de The Walking Dead es cada vez más grande, por lo que las posibilidades de generar nuevas situaciones y darle vida a la serie son mayores que antaño. No obstante, todo hace presagiar que la duración extra solo servirá para, como su nombre indica, añadir minutos adicionales y no centrarse en nada, uno de los pecados capitales de la serie. ¿Qué opinas?

Advertisements