El clásico de terror de F.W. Murnau tendrá un remake de la mano de, nada más y nada menos, Robert Eggers -director de La Bruja-.

El guionista y director de La Bruja ha confirmado que su próximo proyecto será el remake de Nosferatu (1922) -Friedrich Wilhelm Murnau-. Eggers ha hecho las declaraciones para Indieware, concretamente en el podcast Filmmaker Toolkit.

“Es impactante para mí. Resulta agradable, blasfemo, egocéntrico y repugnante hacer Nosferatu para un cineasta como yo” […] “Estaba planeando de verdad esperar un tiempo, pero así lo ha querido el destino” […] “Ví una foto de Max Schreck como el conde Orlok en un libro durante mis años escolares y perdí la cabeza”

Además, Eggers se declaró un acérrimo fan de la historia y la obra de F.W. Murnau. En las declaraciones, deja entreveer algunas de las claves que compondrá el remake de este filme:

“Tampoco puedo hacer de nuevo a Max Schrek, así que eso es divertido. Consistirá en volver a los orígenes del folclore de los vampiros”.

No hay que olvidar que Nosferatu es una de las grandes obra del expresionismo alemán. Más simple en cuanto a medios que otros ejemplos como El gabinete del doctor Caligari, Nosferatu representaba fielmente los valores de este movimiento artístico surgido durante finales del Siglo XIX y principios de Siglo XX en Alemania mayoritariamente. Esperemos que Eggers mantenga el espíritu original y nos brinde una obra notable. ¿Qué opináis?

Advertisements