Pensive es una película protagonizada por el personaje más aburrido del mundo de los Slasher donde no ocurre nada divertido hasta que llegas al final de la película. Por eso, hoy vamos a repasar como no hacer una película de Slasher. Un sinfín de sinsentidos provistos de unos momentos lentos y sinsentidos.

Echo de menos al malo de la peli

Pensive
Filmin

Pensive es una película donde un grupo de chavales deciden celebrar la fiesta de graduación en una cabaña, que se enteran de su existencia gracias a que la madre es la agente inmobiliaria, o eso parece porque no se explica muy bien que digamos, de ese lugar. Allí, como son idiotas y nos tienen que demostrar que tenemos que tener asco de esa gente, deciden burlarse de unos trozos de maderas que previamente le había dicho una de las adolescentes que pertenecen a una leyenda urbana sobre un tipo que se quemó con su familia dentro.

¿Y qué hacen? ¿Respetan las estatuas de ese posible asesino en serie que puede estar deambulando? ¿O hacemos lo que nos dé la gana con esas estatuas? Efectivamente, es un slasher de quita y pon donde lo único interesante es la que yo llamo ‘Conversación en el bote’. Es una película que es, al parecer, más interesante ver a los adolescentes demostrando que el futuro de Lituania no están en buenas manos que disfrutando de las muertes que nos puede dar un slasher. De hecho, la única escena que realmente es explícita y gore es una prueba de que la acoplaron porque tienen que demostrar que es una película ‘brutal’. Es que de verdad, es una hora de ver a los fiesteros dando vueltas como unos pringados para ver luego como se lo carga un señor con un hacha que como buen asesino en serie va andando para que les dé tiempo a los demás a salir huyendo de su presencia.

Críticas del ATLÀNTIDA FILM FEST 2023

Mejor no hablemos del protagonista

Pensive
Filmin

Y si hablamos del protagonista, no vale ni para estar escondido. De verdad, lo vuelvo a decir, lo único que vale de este chaval es la ‘conversación en el bote’. No quiero hacer mucho spoiler, pero si el asesino se lo hubiera quitado de en medio cuanto antes, creo que le hubiera hecho un favor al chaval. Unos padres que pasan de su presencia, un intento fallido que le trata como el culo, el resto de sus compañeros que comparados con él le dan mil vueltas. Ya estoy cansado de películas como Pensive donde no sientes nada por los personajes, sientes más por los asesinos o monstruos que por las personas. Es un slasher que nadie quería, y de hecho nadie ha querido.

Crítica de ‘The Gravity’: La Gravedad, esa ley inquebrantable

Y ya para terminar

Pensive
Filmin

Lo único que puede salvarse de Pensive es la banda sonora, pero ya está. Una buena banda sonora que nos prometa cierta profundidad que al final el corto se niega a darnos. Es que se hace tan larga la escena de la matanza que cuando llega te decepciona por completo, por la falta de delicadeza de ver todas esas muertes. Es como estar viendo cualquier película de ‘Saw’ y que en ningún momento aparezcan las muertes de las víctimas. Otro punto a favor son las estatuas, creo que dan el pego a la perfección. No es ese sentimiento de que lo han hecho tan perfectamente que parece que lo ha hecho un profesional. No, las estatuas tienen el punto perfecto de parecer creepy y cutre para que sepamos que lo ha hecho un tipo raro en mitad del bosque. Es una película con cosas más tontas como raras. Me atrevería a decir que la idea de Jonas Trukanas era quitar lo divertido de un buen slasher para ver como las muertes son sencillamente eso, muertes sin más.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.