My Hero Academia

En estos tiempos difíciles para el cine, los héroes de My Hero Academia acuden al rescate con su segunda película, My Hero Academia: El despertar de los héroes, que llega a nuestras pantallas gracias a Selecta Visión

Tras el final de grandes éxitos de la Shonen Jump como Naruto o Bleach, si hay un manganime que ha podido luchar estos últimos años con el todopoderoso One Piece ese es My Hero Academia (Boku No Hero Academia). Nacido en 2014 de la mano de Kōhei Horikoshi, nos presentaba un universo de supérheroes pocas veces antes visto en un manga, con una clara herencia y homenaje a los súpers del cómic americano.

La historia tiene lugar en un mundo donde gran parte de la población nace con poderes o habilidades especiales, conocidas como quirk, y donde ser superhéroes es una de las profesiones más demandadas. Izuku Midoriya, Deku para los amigos, es un chaval sin quirk alguno, cuyo objetivo es ser como su ídolo, el héroe número 1 conocido como All Might. Tras un encuentro con este, gracias a su espíritu heroico y altruista, él decidirá legar su gran poder al joven, el One For All, con lo que poder entrar en la academia de héroes YUEI, de la que el mismo All Might es miembro.

Contando con los ingredientes de la mayoría de shonen (mangas juveniles para chicos) habituales, con un protagonista que tiene que ir superándose día a día, o valores como la amistad. Recordando a las mejores etapas de Naruto, My Hero Academia destaca gracias al carisma y variado diseño de su amplio elenco de protagonistas, cada uno con una habilidad especial (quirk), y a los momentos épicos como leitmotiv constante.

My Hero Academia: El despertar de los héroes transcurre después de la cuarta temporada del anime, con All Might retirado tras su terrible batalla con All for One, y con Endeavor y Hawks como héroes número 1 y 2 respectivamente. Los jóvenes héroes de la YUEI han sido destinados a una isla lejana para ayudar a los habitantes de esta, hasta que la aparición del villano Nine y sus secuaces alterará la vida en ella, por lo que Deku y sus amigos tendrán que pararles los pies.

A partir de ahí, como buen shonen, se origina un festival de tortas por derrotar a la amenaza de dicho grupo. Todo con una gran animación superior al anime, donde la espectacularidad de las coreografías y explosiones de las batallas harán que nos quedemos embobados con ellas. A pesar del gran protagonismo de Deku y su mejor amigo y rival, Katsuki Bakugo, los héroes de la YUEI tendrán que colaborar y hacer uso de sus habilidades en equipo, por lo que se consigue un reparto coral donde todos se lucen aportando su granito de arena.

Aunque sea una historia autoconclusiva hecha expresamente para la gran pantalla, esta ya nos adelanta eventos, temas y algún nuevo personaje importante del manga que los seguidores del anime no conocen aún. Es por eso que podría considerarse un material canon dentro de la serie.

El doblaje al castellano es el mismo que la versión española del anime estrenada este año por Selecta Vision, el cual cumple con voces contrastadas como David Jenner (Bakugo) o Sergio Mesa (Tenya). Otras no resultan tan convincentes con determinados personajes, pero enseguida nos acostumbramos a ellas.

Otro de los puntos fuertes del anime es su gran banda sonora a cargo de Yuki Hayashi, quien repite esta vez con temas clásicos y otros nuevos, como Might U, un espectacular arreglo orquestal, y con letra del You Say Run, cantado por Makayla Phillips. Funciona genial porque despierta al espectador a la vez que dota una carga épica y emotiva a las batallas.

My Hero Academia: El despertar de los héroes no deja de ser una película hecha para los fans del manganime, que no decepcionará a estos con una historia nueva original y respetuosa con la obra. Si por el caso no lo eres, puede ser un inicio para conocer a dichos personajes e iniciarte en uno de los shonen más molones de la década. En definitiva, un buen aperitivo para que se haga menos corta la espera de la quinta temporada.

Reseña Panorama
My Hero Academia: El despertar de los héroes
6.5
Artículo anteriorCrazy rich asians: Ni crazy ni asians. Sólo rich
Artículo siguienteContracrítica de Tenet (2020): Los sueños de un genio
Aficionado al séptimo arte desde bien pequeño, la primera película que recuerdo haber visto en el cine fue Aladdín. Desde entonces, la tradición de ir al cine desconectar por varias horas y sumergirme en una aventura diferente, cada cual más apasionante, siempre me ha apasionado. Lucas, Spielberg, Scott, Nolan, Whedon, Abrams y Lasseter son algunos de mis cineastas a seguir. Amante de la fantasía, la ciencia ficción, la aventura y la animación, whovian sin remedio y apasionado de los cómics y sus adaptaciones cinematográficas.